Ortopedia

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
Pulse una letra para ver la lista de procedimientos que comienzan con esa letra.
Pulse 'Al inicio' para volver al inicio de esta sección.

Artrografía

¿Qué es la artrografía?

La artrografía es un tipo de prueba de diagnóstico por imágenes que se usa para observar una articulación, como el hombro, la rodilla o la cadera. Puede hacerse si las radiografías estándar no muestran los detalles necesarios de la estructura de la articulación y su funcionamiento.

En una artrografía, se usa una aguja larga y delgada para inyectar un medio de contraste directamente en la articulación y se toman una serie de radiografías con la articulación en diferentes posiciones. Para las radiografías, se usan pequeñas cantidades de radiación para obtener imágenes del interior del cuerpo. A veces, se usa aire como sustancia de contraste si no puede usarse el medio de contraste habitual.

Para una artrografía también puede usarse una fluoroscopia, una tomografía computarizada o una resonancia magnética en lugar de radiografías para obtener mejores imágenes de la articulación.

Aunque la artrografía se utiliza con más frecuencia para examinar las articulaciones de la rodilla y del hombro, también se puede utilizar para observar otras articulaciones, como la muñeca, el tobillo, la cadera o el codo.

¿Por qué podría necesitar una artrografía?

Se puede realizar una artrografía en una articulación si tiene dolor, molestias, pérdida del movimiento o alteraciones en la forma en que funciona la articulación de manera persistente y sin motivo aparente. Entre otros motivos por los que se pide esta prueba se incluyen los siguientes:

  • Para detectar problemas como desgarros en los tejidos blandos de la articulación, como ligamentos, tendones, cartílagos y cápsulas articulares.

  • Para evaluar el daño de dislocaciones recurrentes de la articulación.

  • Para comprobar las articulaciones prostéticas.

  • Para detectar problemas en las articulaciones sinoviales o los cartílagos.

  • Para detectar un conducto anormal llamado tracto sinusal que puede formarse después de una infección.

  • Para detectar cuerpos sueltos.

Puede haber otras razones por las que su proveedor de atención médica le recomiende una artrografía.

¿Cuáles son los riesgos de la artrografía?

Quizá sea conveniente que hable con su proveedor de atención médica sobre la cantidad de radiación que se utiliza durante el procedimiento y los riesgos relacionados con su situación en particular. Se recomienda llevar un registro de exposición a la radiación en tomografías computarizadas y otros tipos de radiografías para que pueda mostrárselo a su proveedor de atención médica. Los riesgos asociados a la exposición a la radiación pueden estar relacionados con la cantidad acumulativa de exámenes o tratamientos con rayos X que haya recibido durante períodos prolongados.

Informe a su proveedor de atención médica si es sensible o alérgico a medicamentos, medios de contraste, anestesia local, yodo o látex.

Algunos posibles riesgos de una artrografía son los siguientes:

  • Infección y sangrado en el punto donde se insertó la aguja para inyectar el medio de contraste.

  • Reacción alérgica al medio de contraste. Sin embargo, dicha reacción es poco frecuente en una artrografía directa porque el tinte no se inyecta en una vena.

No se recomienda la artrografía en personas con artritis activa o con infecciones en las articulaciones.

Si está embarazada o sospecha que puede estarlo, dígaselo a su proveedor de atención médica. La exposición a la radiación durante el embarazo puede causar anomalías congénitas. Si es necesario que se haga una artrografía, se tomarán precauciones especiales para minimizar la exposición del feto a la radiación.

Es posible que haya otros riesgos según su afección médica específica. Hable con su proveedor de atención médica sobre cualquier inquietud que tenga antes de la intervención quirúrgica.

¿Cómo me preparo para una artrografía?

  • El proveedor de atención médica le explicará el procedimiento, y usted puede hacer preguntas.

  • Se le pedirá que firme un formulario de consentimiento para autorizar que se realice el procedimiento. Léalo atentamente y, si algo no está claro, haga las preguntas que necesite.

  • No hay ninguna restricción especial en cuanto a la dieta o la actividad antes de una artrografía.

  • Asegúrese de informarle a su proveedor de atención médica si tiene alergia o sensibilidad a cualquier medicamento, al látex, a la cinta adhesiva, a la anestesia (local y general), a los medios de contraste o al yodo.

  • Informe a su proveedor de atención médica sobre todos los medicamentos (con receta y de venta libre) y los suplementos a base de hierbas que está tomando.

  • Dígale si tiene antecedentes de trastornos hemorrágicos o si toma anticoagulantes, aspirinas u otros medicamentos que afectan la coagulación de la sangre. Tal vez tenga que dejar de tomar estos medicamentos antes del procedimiento.

  • Si está embarazada o sospecha que puede estarlo, dígaselo a su proveedor de atención médica.

  • Según su afección, es posible que su proveedor de atención médica le dé otras instrucciones sobre qué hacer antes del procedimiento.

¿Qué ocurre durante la artrografía?

La artrografía puede realizarse en forma ambulatoria o mientras usted está hospitalizado. Los procedimientos varían según su afección y las prácticas de su proveedor de atención médica.

Generalmente, una artrografía sigue este proceso:

  1. Se le pedirá que se quite la ropa, las joyas u otros objetos que puedan entorpecer la prueba. Es posible que le coloquen en la muñeca un brazalete con su nombre y un número de identificación. Puede que le coloquen un segundo brazalete si tiene alguna alergia.

  2. Cuando le pidan que se quite la ropa, le darán una bata para que se coloque.

  3. Usted estará acostado en una camilla para examen en una sala de procedimientos.

  4. Es posible que le tomen radiografías de la articulación antes de inyectarle el medio de contraste para compararlas con las imágenes obtenidas después de que le inyecten el tinte.

  5. Le cubrirán la piel alrededor de la articulación con paños estériles y le limpiarán esa zona con una solución antiséptica.

  6. Le adormecerán la zona alrededor de la articulación inyectándole anestesia local (un medicamento que lo insensibilizará) con una pequeña aguja. Es posible que sienta ardor antes de sentir el adormecimiento.

  7. Si hay líquido en la articulación, se eliminará con una aguja más larga y una jeringa.

  8. Le inyectarán el medio de contraste en la articulación con una aguja larga y delgada. Puede que sienta presión cuando la aguja se mueva dentro de su articulación, pero avise a su proveedor de atención médica si siente dolor para que le administren más anestesia local. Después de esta inyección, quizás le pidan que mueva la articulación para que el tinte se mueva uniformemente por toda la articulación. Pueden pedirle que ejercite la articulación.

  9. Cuando el medio de contraste se haya movido por la articulación, le tomarán varias radiografías con la articulación en distintas posiciones. En algunos casos, se puede utilizar un marco especial o tracción para estirar la articulación a fin de obtener una vista más amplia de la articulación. Quizás se usen almohadas o bolsas de arena para ayudar a mantener la posición de la articulación. En la mayoría de los casos, le harán una resonancia magnética o, con menor frecuencia, una tomografía computarizada después de hacerle la artrografía.

Aunque el procedimiento de artrografía en sí mismo no produce dolor, tener que mover la articulación o mantenerla inmóvil en ciertas posiciones puede causar más molestias o dolor, especialmente si hace poco se sometió a una cirugía o tuvo una lesión en una articulación. El técnico hará uso de todas las medidas de comodidad posibles y completará el procedimiento cuanto antes para minimizar cualquier molestia o dolor que tenga.

¿Qué ocurre después de la artrografía?

Su proveedor de atención médica le dará instrucciones específicas respecto del movimiento de la articulación, los analgésicos, el cuidado de la articulación afectada, los síntomas que se deben vigilar y las restricciones en las actividades.

Puede pedirle que descanse la articulación durante varias horas justo después del procedimiento.

Puede notar una leve inflamación o sensación de presión en la articulación o alrededor de ella. Su proveedor de atención médica puede indicarle que se aplique hielo si tiene inflamación. Si la inflamación continúa o aumenta después de uno o dos días, comuníquese con el proveedor de atención médica.

Tome analgésicos para aliviar el dolor según lo recomiende su proveedor de atención médica. La aspirina u otros analgésicos aumentan las probabilidades de sangrado. Procure tomar solo los medicamentos recomendados.

Después de una artrografía de rodilla, es posible que deba usar una venda elástica en la rodilla afectada durante varios días. Le enseñarán cómo colocarse la venda y cómo quitarla para bañarse y vestirse.

Puede notar algún chasquido o crujido con el movimiento de la articulación durante algunos días después del procedimiento. Esto es normal y debería desaparecer en unos días.

Informe a su proveedor de atención médica si tiene cualquiera de los siguientes síntomas:

  • Fiebre

  • Enrojecimiento, hinchazón, sangrado o secreción del lugar de la inyección

  • Aumento del dolor alrededor del lugar de la inyección

Puede retomar su dieta normal, a menos que el proveedor de atención médica le indique lo contrario.

Su proveedor de atención médica puede darle otras instrucciones después del procedimiento, según cuál sea su situación.

Próximos pasos

Asegúrese de saber lo siguiente antes de aceptar someterse al procedimiento:

  • El nombre de la prueba o del procedimiento

  • Los motivos por los que se realiza la prueba o el procedimiento

  • Los resultados que puede esperar y qué significan

  • Los riesgos y los beneficios de la prueba o del procedimiento

  • Los efectos secundarios y las complicaciones posibles

  • Cuándo y dónde le realizarán la prueba o el procedimiento

  • Quién es la persona que realizará la prueba o el procedimiento y sus conocimientos o experiencia

  • Qué sucedería si no se realizara la prueba o el procedimiento

  • Las pruebas o los procedimientos alternativos disponibles

  • Cuándo y cómo obtendrá los resultados

  • A quién llamar luego de la prueba o del procedimiento en caso de tener preguntas o problemas

  • Cuánto deberá pagar por la prueba o el procedimiento

Revisor médico: Neil Grossman MD
Revisor médico: Raymond Turley Jr PA-C
Revisor médico: Stacey Wojcik MBA BSN RN
Última revisión: 4/1/2021
© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.